La soledad de la mamá en el puerperio

De Mamá a Mamá

Se siente soledad en el puerperio...

¿Acabas de parir y te sientes triste? ¿Te sientes extraña de sentirte sola cuando tienes a tu bebé a tu lado y estás rodeada del amor de toda la familia? Es natural sentir soledad en la etapa de puerperio, has vivido grandes cambios físicos, emocionales y psicológicos. No es cualquier cosa, estás iniciando una nueva vida.
Entre las muchas cosas que le pasan a la mujer después de parir están las variaciones hormonales que nos llevan a sentirnos solas y decaídas. ¡Vive esos momentos con tranquilidad! Son parte del proceso y no pasa nada. Si sientes ganas de llorar, deja que salgan las lágrimas, te sentirás aliviada.
No te asustes si sientes también fatiga, no puedes dormir, experimentas cierta ansiedad o irritabilidad, o hasta dudas de si serás capaz de ser una buena mamá o podrás con semejante responsabilidad tan grande. Todo eso es normal, son síntomas que pueden presentarse en el puerperio y es bueno que seas compasiva contigo misma.
Esas sensaciones poco a poco van a ir desapareciendo, pero si no fuera así o aparecen otros síntomas como agresividad o rechazo al pequeño, vale la pena que consultes con tu médico porque puede ser una depresión posparto y debe ser tratada adecuadamente. Pero siempre piensa: ¡es natural y no estoy sola, sólo estoy asumiendo muchos cambios! Entretente, consiéntete, busca actividades que te diviertan, descansa, ámate.