Olores molestos en el embarazo

De Mamá a Mamá

Olores molestos en el embarazo

No es solamente que la mujer embarazada atraviese una etapa de sensibilidad extrema, el sentido del olfato agudizado es uno de los primeros síntomas del embarazo, además del cansancio y los clásicos mareos y náuseas. Esa es la razón por la que todo les huele mucho e incluso algunos aromas les molestan.
Es común que se agudice el olfato durante el primer trimestre y que detestes aquellos olores que antes de gustaban. Al punto de no tolerarlos. Los aromas habituales que pueden perturbar a la mujer embarazada son los de los perfumes, alimentos (pescados, carnes, café) y aromatizantes de ambiente. Y claro, los que de por sí son desagradables van a parecerte una tortura.
La causa de este fenómeno consiste en la concentración de la hormona de la progesterona en este periodo entre las semanas 8 y 12. Luego esta sensación va a empezar a disminuir. Pero mientras eso sucede, te dejamos unos consejos para que no desesperes y los olores no te produzcan náuseas y hasta vómito:
  • Cuando percibas un olor que te moleste, respira por la boca.
  • Evita visitar lugares encerrados o con olores fuertes como carnicerías.
  • Toma aire fresco en ambientes naturales cada vez que te sea posible.
  • El aroma del jengibre contrarresta los olores molestos y detiene las náuseas.
  • Aliméntate sanamente y bebe mucha agua.